Consuelo Martín

4. KÂRIKÂ DE GAUDAPÂDA.

UserFiles/Image/concienciayrealidad 4.jpg

 

 III. La no-dualidad

1. El aspirante que se dedica a ejercicios devocionales se mantiene ligado al Brahman manifestado, mientras imagina que antes de la creación todo era Brahman inmanifestado. El que admite esto tiene una visión limitada de la verdad.

2. Nada se ha originado en ninguna parte aunque parece existir.

3. Se dice que el Ser (Atman) es semejante al espacio, y los seres individuales (Jîva) a los espacios limitados contenidos en las vasijas. Así el Ser toma la forma de las distintas cosas como hace el espacio en las vasijas. Este es un ejemplo para explicar lo manifestado.

 

 

4. Lo mismo que los espacios contenidos en las vasijas, al destruirse éstas, vuelven a reabsorberse en el espacio indiferenciado, así los individuos se funden en el Ser.

6. Aunque la formas, las acciones y los nombres son diferentes, no hay diferencia alguna en el espacio. Y la conclusión es la misma en lo que se refiere a los seres individuales.

7. Lo mismo que el espacio contenido en una vasija no es ni un efecto ni una parte del espacio indeterminado, tampoco el individuo es un efecto o fragmento del Ser supremo.

9. En cuanto al nacimiento y la muerte o el paso de un estado a otro, a través de su existencia en múltiples cuerpos, el Ser no se diferencia en nada del espacio.

13. El Ser (Âtman) y el ser humano (Jîva) son considerados idénticos. Y la diversidad es condenada por las escrituras. Lo único verdadero y razonable es la no-dualidad.

14. La distinción entre el ser individual y el Ser supremo descrita en los textos védicos que se refieren a la creación del universo debe entenderse en sentido figurado, ya que describen lo que sería la creación partiendo de un punto de vista dual. No tiene sentido considerarla real.

24. En ciertos pasajes escriturales se lee: “En el Ser no hay diversidad”, “Dios, Indra, se produce por ilusión. Y es por ilusión (maya) por lo que lo eterno parece múltiple”.

26. Todas las ideas que tratan de describir al Absoluto se niegan en “no es ni esto ni esto” por la naturaleza inaccesible de lo eterno.

27. A causa de la ilusión y no desde la visión de la verdad, lo que es eterno parece nacer. Afirmar que este nacimiento es real es aceptar que nace lo que ya es.

29. En el sueño la mente actúa por magia para presentar una apariencia de dualidad. Lo mismo sucede en el estado de vigilia, donde por medio de la ilusión la mente se divide en dos.

30. No hay duda de que en el sueño la mente aparece como dual siendo una. Por la misma ilusión esta mente única aparece como dual.

31. Todas las cosas, las animadas y las inanimadas, son percibidas por la mente y no son sino la propia mente. Porque cuando la mente cesa en su trabajo mental, la experiencia múltiple no se percibe mas.

32. Cuando la mente deja de pensar porque ha descubierto la verdad del Ser, entonces la mente deja de ser mente. Y al no tener más objetos de conocimiento se libera del acto de conocer.

36. Lo Absoluto, Brahman, es eterno, siempre despierto y no tiene nombre ni forma, es resplandeciente y omnisciente. Por eso ante él no existen prescripciones ni normas de ninguna clase.

39. Este yoga, esta unión sin contacto, es difícil de comprender incluso para muchos yoguis. Porque estos yoguis ven miedo donde no lo hay y se asustan.

43. Al recordar constantemente que todas las cosas están acompañadas de sufrimiento, la mente se retirará de las diversiones que surgen del deseo. Y al tener siempre presente que todas las cosas no son más que lo Absoluto no-nacido, se dejará de ver lo nacido (como real).

48. Ningún ser individual ha nacido, porque no hay ninguna causa que lo produzca. Ésta es la verdad suprema: Nada ha nacido jamás.


(selección extraida del libro CONCIENCIA Y REALIDAD. LA MANDUKYA UPANISHAD CON LAS KARIKA DE GAUDAPADA Y LOS COMENTARIOS DE SANKARA. Introducción, comentarios y traducción de Consuelo Martín Ed. Trotta . libro muy recomendable que incluye comentarios muy esclarecedores)

Texto fundamental de la corriente Vedanta Advaita que aborda la no-dualidad de la realidad. El mismo Gaudapada dice en I.18 «Las ideas de multiplicidad que alguien imagina, se pueden hacer desaparecer. Esta explicación [obra] tiene como objetivo el facilitar esta enseñanza. Cuando se descubre la última verdad, la dualidad no existe.» [Los términos utilizados en el texto como Ser, Real, Absoluto, Brahman apuntan a «lo existente cuando dejamos de interpretarlo», por ello estos términos hacen referencia directamente a la «verdad de la realidad».]

véase también

1. KÂRIKÂ DE GAUDAPÂDA
2. KÂRIKÂ DE GAUDAPÂDA
3. KÂRIKÂ DE GAUDAPÂDA
5. KÂRIKÂ DE GAUDAPÂDA

Adi Shankara

Vedānta